5 aprendizajes imprescindibles para encontrar tu buena suerte

Si eres una de esas personas que se sientan a la espera de que la suerte aparezca por si sola… ¡Malas noticias! La suerte no viene sola, tienes que salir tú a buscarla.

La buena suerte anda por ahí suelta, perdida, oculta  en algún lugar, de momento desconocido, por lo que tienes que armarte de valor y paciencia para recorrer todo un laberinto repleto de decisiones, pruebas e incluso trampas que te intentarán apartar de tu camino, todo para llegar a ella y ponerla de tu lado.

No obstante, antes de que saques tu yo aventurero a relucir y salir en su búsqueda, te traemos 5 aprendizajes imprescindibles que deben acompañarte para encontrar tu suerte: 

Buena suerte

 

Aprende a creer en ti

Te encuentras en una encrucijada, no sabes si elegir la opción A o la opción B por lo que intentas dejar la decisión al azar, por ejemplo, lanzando una moneda. Lanzas la moneda, Cara Opción A, Cruz Opción B y ¡vaya! ha salido Cruz, de repente te sientes un tanto decepcionado/a.  ¿Por qué? En realidad querías la opción A pero no te atrevías a reconocerlo.

En el fondo sabes qué quieres hacer o alcanzar. ¡No tengas miedo de creer en ti!

Aprende a ver las oportunidades

Olvídate de estar siempre en el mismo lugar, muévete, observa, sal de tu zona de confort. Recuerda que la suerte no va a venir a buscarte al sillón de tu casa mientras ves Gifs graciosos en Internet. Tienes que desempolvar tus dotes observadoras y lanzarte a buscar nuevas posibilidades.

Quien sabe, tal vez tu próxima gran oportunidad esté por ahí oculta y tú todavía no te has dado cuenta.

Aprende de tus errores

Equivocarse es humano.  No todo puede salir perfecto pero está en tu mano analizar los fallos y ver cómo superarlos. Como decía Sócrates “La caída no es un fracaso. El fracaso es quedarte donde caíste”.

Aprende a planificar

Párate un momento a reflexionar antes de lanzarte a lo loco a la búsqueda de la suerte.

¿Cuál es tu objetivo? ¿Cómo puedes lograrlo? Si ya tienes respuesta para estas preguntas es el momento de hacer un planning, ordenando tus objetivos por prioridad,  los pasos a seguir para adquirirlos, plazos y empezar. No olvides  ajustar tu plan sobre la marcha.

Aprende a esforzarte y a ser constante

En ocasiones,  te encontrarás dificultades que se escapan a tu control por lo que deberás esforzarte y echar mano de la constancia y la paciencia para darle la vuelta a la situación. ¡Tú puedes! Recuerda lo que decía Marie R. Reybaud,  “De todos los medios que conducen a la suerte, los más seguros son la perseverancia y el trabajo”.

Por último, si ya tienes estos cinco aprendizajes bien calados echa mano de tu calzado cómodo y prepárate para salir a buscar tu suerte.

¡MUCHA SUERTE!

 

Dejar un comentario